El Tribunal Supremo entiende que “las prestaciones públicas por maternidad percibidas de la Seguridad Social están exentas del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas.”

El Alto Tribunal confirma el fallo del Tribunal Superior de Justicia de Madrid que, además, ordenó a Hacienda que procediera a la devolución de la cantidad ingresada en el IRPF por la prestación por maternidad con cargo a la Seguridad Social percibida en el ejercicio en cuestión.

El Supremo se basa en lo previsto en la Ley 40/1998  del Impuesto  sobre  la Renta de las Personas Físicas  y Real Decreto  Legislativo  3/2004, de 5 de marzo,  por  el que se aprueba  el texto refundido de la Ley  del Impuesto  sobre  la Renta  de  las Personas  Físicas, en el que  se dice que:  “En el Impuesto  sobre  la Renta  de las Personas  Físicas,  en primer lugar,  se  establece  la  exención  de  las prestaciones   públicas  percibidas  por  nacimiento, parto   múltiple,   adopción,   maternidad   e  hijo  a  cargo,   entre  las  que  se  incluyenlas prestaciones  económicas por  nacimiento  de hijo y por parto  múltiple previstas en el Real Decreto Ley 11/2000, de 14 de enero”.

Fuente: Noticiasjuridicas.com