El Tribunal de Justicia de la Unión Europea establece que es trabajo nocturno el que llevan a cabo las mujeres embarazadas que estén en un turno que se realice parcialmente en horario de noche.

También incluye a las mujeres que han dado a luz o que están en periodo de lactancia y que tengan un trabajo parcial en horario de noche, por lo que deben tener un derecho a la protección específica contra los riesgos que este trabajo les pudiera ocasionar.

El Tribunal afirma que en la Directiva europea que aborda la seguridad y la salud de las trabajadoras embarazadas, que han dado a luz o en periodo de lactancia no se regula el concepto de trabajo nocturno, pero, sin embargo, analizando la Directiva que regula la ordenación del tiempo de trabajo sí que puede deducirse que una trabajadora que realiza un trabajo en turnos en el que sólo una parte de sus funciones son desempeñadas en horario de noche realiza efectivamente una labor durante el periodo nocturno y, en consecuencia, ha de considerarse trabajador nocturno.

Fuente: Expansion.com